Pedido de disculpas, aplausos y alivio para uno de los Pumas del escándalo de los tuits racistas

Guido Petti, uno de los tres Pumas que quedó en el medio del escándalo por los viejos tuits discriminatorios que había compartido en Twitter hace más de ocho años, no será sancionado por Bordeaux, equipo en el que juega desde junio pasado. El club francés comunicó que el segunda línea argentino se disculpó con el personal y sus compañeros y Christophe Urios, manager del equipo, aseguró que para la organización «es un caso cerrado».

Tan superada esta la situación para Bordeaux que Petti será parte de la formación titular el viernes, en el partido ante Northampton en Inglaterra, por la primera fecha de la Champions Cup -o Copa de Campeones Europeos-, el torneo continental de rugby más importante a nivel de clubes en el Viejo Continente.

El jugador surgido del SIC regresó a Francia tras cerrar su participación en el Tres Naciones 2020 con el seleccionado argentino, el sábado pasado con un empate ante Australia. Y tuvo la chance de dar explicaciones ante sus compañeros y los dirigentes.

«Cuando leímos los tuits nos preguntábamos cómo podía decir eso. Y luego, pensándolo bien, vemos que fue hace ocho años. Hay que tener en cuenta el contexto político en Argentina y afinar las traducciones que fueron un poco demasiado rápidas e inexactas. Guido inmediatamente envió un e-mail con disculpas desde Australia», contó Laurent Marti, presidente de Bordeaux al medio francés Sud Ouest.

«Tras regresar a Francia, Guido se disculpó primero con el grupo de jugadores, que lo aplaudieron. Luego con Christophe (Urios) y conmigo, con todos nosotros. Errores de juventud, todos los cometemos. Y hay que saber perdonar», reflexionó.

Y cerró: «Si hubiera hecho esos comentarios recientemente, no habría sido contratado por Bordeaux. Si los hubiera conservado hoy, lo habríamos despedido. Pero hay un contexto, un error de juventud. Me parece normal perdonar, no podemos condenar tan fácilmente».

El seleccionado argentino vivió una semana complicada en la previa del duelo ante Australia, por la última fecha del Tres Naciones, luego de que se hicieran públicos viejos mensajes racistas y xenófobos que Petti, Pablo Matera y Santiago Socino escribieron en Twitter entre 2011 y 2012.

En medio del escándalo -que incluyó una disculpa pública de los tres, una lluvia de críticas y una suspensión provisoria de los tres jugadores, que fue levantada por la UAR 48 horas después de anunciada-, Bordeaux salió a repudiar el contenido de esos tuits y avisó que el jugador haría su descargo ante la comisión directiva al regresar.

Así fue y Petti se salvó de una sanción con su equipo. Tendrá que esperar ahora la decisión que tomará la comisión de disciplina de la UAR cuando concluya su investigación sobre el tema para saber si corre la misma suerte con Los Pumas.

Mirá también: La dirigencia de la UAR imagina una «probation» para Matera, Petti y Socino por sus tuits xenófobos y racistas

Mirá también: El hermano de uno de los Pumas del escándalo recibió una dura sanción en Inglaterra

Fuente: Clarin.com