En Paraguay

Se sortearon los cruces de la Copa Libertadores: Boca enfrenta al mejor brasileño y podría haber Superclásico en cuartos

El equipo de Russo choca con Atlético de Mineiro y habrá duelo de compatriotas entre River y Argentinos Juniors. Además, Racing vuelve a verse con San Pablo, Defensa y Justicia tiene un duro cruce con Flamengo y Vélez jugará ante Barcelona de Guayaquil. Por la Sudamericana: Independiente-Santos, Arsenal-Sporting Cristal y Rosario Central-Deportivo Táchira.

El mapa está definido. Y es inevitable dictar esas sentencias que luego el fútbol se encargará de poner en ridículo. Más de 40 días de especulaciones, con la Copa América como aperitivo y todo montado en un contexto de pandemia que obliga a recalcular en cada curva.

Cuando los bolilleros empezaron a girar para definir los grupos de la Libertadores los analistas se empujaban para detectar a la famosa zona de la muerte y la pelota devolvió entre otras cosas que Argentinos Juniors se clasificó a octavos de final dos fechas antes y que River tuvo que prestar atención a otra cancha para arañar el segundo puesto en los minutos finales. Que Racing empezó a los tumbos y terminó cómodo, que Defensa y Justicia volvió a dar cara ante los gigantes, que Vélez tiene plantel para soñar aunque es inestable y que en Boca el envase ofrece más que el contenido.

Ahora les llegó el momento de la verdad. Para los de Miguel Angel Russo la primera escala es de las peores que le podía haber tocado. Atlético Mineiro llega como el mejor de todos: con cinco triunfos y un empate, 15 goles a favor y solo 3 en contra. Traerá además el morbo de reencontrarse con Nacho Fernández, figura del River multicampeón. También integra el equipo el argentino Matías Zaracho y cuenta con unos de los goleador del certamen, el exdelantero de la selección brasileña, Hulk, el grandote que anotó 6 tantos.

Alrededor de Boca rondarán las preguntas de siempre: ¿qué refuerzos conseguirá en este receso para renovar las esperanzas de un equipo que gana pero no encuentra consistencia? ¿Y qué pasará con Russo? Tal como ocurre hace tiempo, la continuidad del DT entrará en debate, al menos desde los medios de comunicación. Ocurría cuando el equipo salía campeón y seguirá siendo tema central de paneles televisivos. Lo importante será saber qué fortaleza interna existe a la hora de respaldar el ciclo o buscar un volantazo.

En ese circo ya hay un objetivo a futuro: el Superclásico. Si Boca y River ganan, chocarán en cuartos de final. Para eso antes los de Marcelo Gallardo tendrán que superar una prueba brava frente a Argentinos Juniors, en el único duelo de equipos del mismo país en octavos de la Libertadores. La ida se jugará en Núñez y la serie se definirá en el Diego Armando Maradona de La Paternal.

Se vieron las caras el 8 de marzo por la primera fase de la Copa de la Liga Profesional y el equipo de Gabriel Milito -llega en alza tras haber ganado el Grupo F en el que iba de punto y se impuso ante Universidad Católica (pasó como escolta), Nacional de Uruguay (fue a la Sudamericana) y Atlético Nacional- le ganó 1-0 en el Monumental.

Las incógnitas que rondarán por el seno riverplatense son más contemplativas que las de Boca, aunque vale marcar que tanto en el terreno local (pasó ajustado a la fase de definición y quedó eliminado en cuartos en la Bombonera) como en el continental (se clasificó segundo) no fue el mejor semestre para el equipo del Muñeco. Antes de sufrir el intenso brote de coronavirus en la recta decisiva, había mostrado un rendimiento irregular y no terminó de encajar las piezas tras un mercado de pases en el que incorporó mucho.

Fuente: Clarín