Tratan hoy el proyecto del nuevo régimen sancionatorio por el Covid-19

La doctora Yamila Artigas, secretaria de Legal y Técnica de la Municipalidad, contó a Radio LVA detalles sobre el proyecto de ordenanza que establece un nuevo marco de sanciones para quienes no cumplan con las medidas decretadas por los estados municipal, provincial y nacional  contra el Covid-19.

El eje central de este proyecto de ordenanza, dijo la funcionaria, es la prevención de los contagios de Coronavirus en medio de un contexto epidemiológico en el que se desconoce quién puede tenerlo y quien no a simple vista. Asimismo es una respuesta a los reclamos de los vecinos que viene cumpliendo con las normas impuestas por la enfermedad, para que desde el Estado se establezca que no es lo mismo acatar una disposición o protocolo que no hacerlo.

Artigas recordó que como todos los municipios, Saladillo cuenta con un régimen sancionatorio en donde se marcan sanciones si se violan los decretos y disposiciones del gobierno nacional porque constituyen delitos federales, con intervención de la Fiscalía Federal de Azul para el caso de Saladillo. Pero como en esos procedimientos venían muy lento por la gran carga que tiene dicha fiscalía, analizaron hace tiempo en conjunto con las autoridades municipales, deliberativas y policiales este proyecto que estipula un código contravencional específico para la emergencia sanitaria del Covid-19.

Artigas indicó que se trata de un marco sancionatorio excepcional por el que todos los decretos municipales que se dictaron desde el inicio del aislamiento y los dispuestos por el gobierno nacional hasta la fecha y en lo sucesivo, que tengan que ver con medidas con obligaciones hacia los ciudadanos en pos de prevenir el contagio y propagación del Covid-19, en caso de incumplimientos podrán ser pasibles de una multa que puede ir desde los 2000 pesos a los 100 mil pesos.

Entre las medidas que pueden ser motivo de sanción está el uso del barbijo, el distanciamiento entre personas, la prohibición de reuniones sociales y fiestas masivas, los horarios de atención de los comercios, los protocolos de funcionamiento de locales gastronómicos y comerciales, entre otros.

Por otro lado, la funcionaria aclaró que esta nueva normativa no quiere decir que las actas que se labraron hasta el momento y derivadas a la Justicia Federal no quedaran detenidas, y señaló que esperan que estas tengan respuestas de la justicia.

“El tener un marco regulatorio hace que las sanciones se cumplan más rápidamente. Al tener injerencia y ser el Juzgado de Faltas Municipal la autoridad de juzgamiento, el acta de sanción será labrada y en 24 horas se girará al juzgado que realizará el procedimiento con notificación al infractor. Será entonces mucho más ágil”, dijo.

Asimismo expresó que ante el avance de la pandemia y la proximidad de la primavera, este marco también servirá para que los vecinos no bajen la guardia en los cuidados preventivos y elevar el nivel de acatamiento. Lo que buscan, aclaró, no es labrar actas sino que las personas cumplan con las medidas.

Artigas resaltó que el trabajo en equipo fue sustancial en el desarrollo de la propuesta que se debatirá mañana en el Concejo Deliberante, y en este punto indicó que fue un trabajo dialogado y conversado con los dos bloques del deliberativo municipal. “Creo que los concejales de las dos bancadas nos apoyarán en este proyecto”, dijo.

Por último la funcionaria le pidió a los saladillenses hace un esfuerzo para que en la medida de las posibilidades puedan respetarse todos los lineamientos de prevención, ya que se realizan con el fin último de proteger la salud de todos.